Entrevista divide (más) en la Iglesia

Imagen: Radio Santiago

Imagen: Radio Santiago

Si ya la crisis en la Iglesia católica chilena tenía a la institución debilitada, los últimos dichos del sacerdote Tito Rivera, acusado de abuso sexual a un hombre de 43 años en la Catedral de Santiago, lo hicieron aún más. En una entrevista televisada, Rivera negó la acusación y aseguró que un 50% de los curas son homosexuales: “En la Iglesia se da un ambiente favorable para estas prácticas homosexuales (…) El vivir en comunidad, entre hombres… una especie de desprecio hacia la mujer”, dijo junto con reconocer “algunas conductas homosexuales, sí, pero no me reconozco como un homosexual”. La Iglesia negó el supuesto “desenfreno sexual” y confirmó en un comunicado que pidió al Vaticano su salida inmediata del ministerio sacerdotal. En paralelo, 70 sacerdotes a nivel nacional suscribieron una carta para condenar los abusos dentro de la iglesia.

TAGS  rechazo iglesiacarta contra abusos

Rodrigo Ansaldo